Tu guía de supervivencia para el traicionero mundo de Days Gone

Cómo sobrevivir a los terrores que aguardan en la frontera postapocalíptica exclusiva de PS4 

1. Conoce a los engendros

Mutaciones asesinas que van por los Estados Unidos modernos asolados por la pandemia

La pandemia que golpeó al país convirtió a parte de su población en monstruos salvajes que se mueven por puro instinto. Esta nueve especie emergió como el depredador dominante en un Pacífico Noroeste ya hostil. Los sobrevivientes del brote viral los llaman engendros.

La especie se divide en varias cepas, de las cuales cada una presenta su reto único, haciendo de los engendros el enemigo más mortífero que enfrentarás en la naturaleza abierta. Pero, crucialmente, no son invencibles. Como con todas las criaturas vivientes, tienen debilidades que pueden aprovecharse.

Zánganos

Rara vez encontrarás a este tipo de engendro solo. Para tu desgracia, prefieren viajar en manadas de cinco a 20 sujetos. Investigarán cualquier ruido fuerte que les llegue y cargarán cuando te detecten, rodeándote rápidamente y cortando cualquier ruto de escape.

Guía de supervivencia: Si prefieres escapar, busca arbustos y agáchate en el sotobosque; permanece oculto hasta que el grupo pase. ¿Prefieres el sigilo? Aísla a los más regazados tirando piedras para separarlos de la manada y después tómalos por sorpresa por detrás para realizar un derribo en sigilo. Los miembros de las hordas que vayan a ser atraídos al sonido quedan destacados por el arco del que sería tu lanzamiento.

¿Con armas y confianza? Arroja un cóctel molotov a la horda y después comienza a disparar, utilizando fuego y balas para reducir sus números mientras cargan. Cambia a armas de cuerpo a cuerpo para barrer a los restantes.

Chillonas

Esta cepa de engendro es única porque a diferencia de otros tipos, casi siempre están solas. Pero incluso entonces, deberían hacerte sonar las alarmas por lo que representan: un sistema viviente de aviso temprano para engendros. Si te detectan, emitirán un rugido de otro mundo que atraerá a cualquier horda cercana a tu ubicación.

Guía de supervivencia: Si estás lo bastante cerca como para que una llorona te detecte, estás demasiado cerca como para evitar lo que viene después: su grito destructor de tímpanos te inmovilizará durante segundos vitales, el tiempo suficiente para que las hordas se acerquen. Da prioridad a las lloronas en cuanto las veas, o si no tus problemas se multiplicarán más deprisa de lo que los podrás manejar.. 

Atrapadores

Las cepas de engendros siguen mutando mientras el juego progresa. Los atrapadores son solo una evolución más. Fácilmente detectables por su piel más pálida, son tan rápidos como las hordas, pero pueden absorber mucho más daño, incluso tiros a la cabeza, antes de caer. Como sus hermanos más débiles, no obstante, puedes tener la suficiente mala suerte como para encontrarte grupos de estas duras monstruosidades. 

Guía de supervivencia: Aprovecha el sistema de mejoras del juego y los árboles de progreso de Deacon. Si mejoras tu visión de supervivencia podrás frenar el tiempo durante más tiempo, lo que te dará la oportunidad de pegar más tiros en la cabeza; desbloquear más armas te da más potencia y cargadores de munición más grandes para sacarles más vida. Incluso puedes convertir tu moto en un arma de alta velocidad si aumentas su durabilidad, para poder embestir y matar a atrapadores. Pero te lo advertimos: igual tendrás que reparar tu moto después.

Tremendos

La versión de engendro del tipo matón. La especulación de los sobrevivientes es que estos atacantes vigoréxicos son el resultado de que atletas musculosos y luchadores cayeran ante el virus. Sea el origen que sea, son los gigantes de la especie. Y con la fuerza bruta viene la ausencia de miedo: Los tremendos harán por alcanzarte con los brazos y machacarte hasta matarte.

Guía de supervivencia: Los cócteles molotov funcionan como multiplicadores de daño, así que prende a un tremendo desde lejos y comienza a disparar para bajarle la salud. Si dejas que un tremendo se te acerque, perfecciona las volteretas evasivas para evitar los golpes, pero recuerda: esquivar te reduce la resistencia, y por ello la capacidad de ganar distancia entre tú y él.

Como con cualquier criatura en el juego, los tremendos atacarán a otros tipos de enemigos, así que trata de dirigir a esos muros de ladrillos hacia otras criaturas para que esos refuerzos inesperados los vayan debilitando antes de que tú asestes el golpe final.

Hordas

Estas ingentes multitudes de engendros, de 50 a 500 ejemplares, son posiblemente tu mayor reto en la naturaleza. Son una clara amenaza, incluso dentro de los engendros. Se mueven juntos como una mente colmena y funcionan como una entidad única. Hay 40 hordas distribuidas por el mundo de Days Gone, cada una con sus terrenos y patrones migratorios, vagando de zonas de alimentos a fuentes de agua.

Guía de supervivencia: Necesitarás estar bien armado y preparado para incluso plantearte enfrentar una horda: su superioridad numérica rápidamente te superaría. La observación minuciosa y el uso de los entornos que utiliza una horda son claves para armar una estrategia para eliminar a esta aterradora amenaza permanentemente. Coloca trampas, planea rutas y perfecciona tu puntería. 

2. Ten cuidado con la fauna

Nativos de Oregón central que te ven como su próxima comida

La cadena alimenticia cambió. En Days Gone, los humanos ya no son el mayor depredador del mundo y los carnívoros naturales están reivindicando su dominio.  Deambulando por valles y colinas del mundo abierto del juego hay depredadores de dientes afilados preparados para proteger su territorio o atravesar la naturaleza en busca de carne fresca. 

Y los terribles residentes de Oregón no fueron inmunes a los estragos de la pandemia: las versiones infectadas de lobos y osos también acechan los grandes exteriores. La mayor hostilidad y aspecto siniestro de estas mutaciones da lugar a enfrentamientos escalofriantes.

Osos | Ragers

Bend Studio se fijó en los nativos del mundo real de Oregón central para dictar la fauna con la que te cruzarás en la naturaleza exterior. Esa búsqueda de autenticidad quiere decir que cuando estés afuera en carretera abierta, tendrás que defenderte de garras y dientes de los enormes y hostiles osos negros que estarían encantados de usarte como chupete. Su variante infectada, los ragers, pueden identificarse por el alambre de púas enredado en su pelaje. 

Guía de supervivencia: El cuerpo a cuerpo no es una opción, a menos que quieras que te hagan trizas. Como con cualquier encuentro, mejor usa el entorno inmediato a tu favor. Si tienes munición, toma azoteas y dispara desde la seguridad del terreno elevado. Si estás cerca de una gasolinera, atrae al oso para que te siga pasados los contenedores de combustible, y cuando pase por delante préndelos para que exploten y le saquen gran parte de la salud.

Lobos | Corredores

Estos cazadores veloces y letales corren por el campo abierto en manadas. Si tienes suerte, oirás un revelador eco de aullido distante, que te advierte de que el canino de pies planos anda al acecho y debes prepararte para un ataque. Incluso si estás alerta, el ataque será rápido: toda la manada de repente se materializará ante ti, preparada para abalanzarse. Sus equivalentes infectados son los corredores, más grandes y con pelaje desigual. 

Guía de supervivencia: Los lobos pueden ir a la par de tu moto, así que busca una sección de carretera abierta clara y comienza a disparar mientras manejas, disuadiéndolos de acercarse demasiado con la esperanza de que se cansen antes de quedarte sin combustible. Pero si andas con poca gasolina, encuentra un lugar donde puedas cubrir tu espalda para que no te rodeen y entonces prepara una escopeta u otra arma con una amplia área de daño.

3. Ten cuidado con los humanos

No todos los sobrevivientes como tú son amistosos

Ten cuidado con los extraños. Los campamentos amistosos de sobrevivientes, donde las comunidades trabajan codo con codo y ven la ayuda exterior como una oportunidad de construir hogares más seguros, son más bien escasas en Days Gone. 

La mayoría de hombres y mujeres que te encuentres en la carretera, o fuera de ella, están demasiado ansiosos de saltarte encima, emboscarte para tirarte de la moto o simplemente dispararte en cuanto te vean. Después de todo, podrías tener suministros que ellos necesiten. Mejor que vivan a que tú lo hagas. Ahí fuera es la supervivencia del más apto. 

Rippers

Cultistas dementes que veneran a los engendros. Tienen algunas de las armas de cuerpo a cuerpo más letales del juego, así que tendrás que decidir si vale la pena enfrentarlos por el botín. Pero te avisamos: aunque no tienen mucha armadura, están devotos a limpiar el mundo de humanos. Algunos rippers de alto nivel estallarán un molotov contra el pecho y cargarán contra ti para arrastrarte a las llamas con ellos.

Guía de supervivencia: Te arrojarán cócteles molotov desde lejos y tratarán de flanquearte o asaltarte con armas de cuerpo a cuerpo. Utiliza el ecosistema y el sistema de creencias del grupo del juego para que te ayude un grupo inesperado. Si detectas un grupo cercano de zánganos, atráelos a las cercanías y escóndete. Los rippers se niegan a lastimar a los engendros. En su lugar, se juntarán y comenzarán a cantar, dejando que la horda se acerque.

Emboscadores

Si bien la mayoría no son amistosos (los supervivientes que no son rippers se denominan saqueadores), hay otro grupo que hace que las carreteras sean peligrosas a la luz del día. Los supervivientes los llaman Emboscadores. Como su nombre implica, atacarán cuando menos lo esperes: una soga de tender te derribará de la moto o un nido de francotirador te localizará cuando pases manejando. Cubren las carreteras más cercanas a su asentamiento: un campamento duramente fortificado.

Guía de supervivencia: Acabar con un campamento de emboscadores es de alto riesgo y alta recompensa. Conquistar estos épicos encuentros de combate reducirá el número de emboscadas en la zona circundante y abrirá el bunker del campamento, un lugar oculto que esconde tesoros de recompensas únicas. El diseño y los desafíos que tiene cada campamento son diferentes y presentan un rompecabezas único repleto de acción que necesitará de tu mayor ingenio y habilidades posibles.

4. El cuidado de tu equipo

Utiliza tu moto y tus habilidades para lograr ventaja en el apocalipsis 

Tus dos chalecos salvavidas para sobrevivir en Days Gone son tu moto y tus habilidades. Tu compañera de dos ruedas te ayudará a comerte con facilidad las millas mientras ruges por todo el terreno variado, y también te ofrecerá un escape rápido de cualquier peligro. Mientras tanto, tu experiencia por completar tareas por el mundo se puede canalizar hacia la mejora de tu conjunto de habilidades, endureciéndote para el camino que te queda.

Tu moto

Tienes una cantidad limitada de combustible en el depósito de tu moto. No puedes llevar bidones adicionales, así que ten la costumbre de prestar atención a esa aguja. No es tanto el miedo de quedarte sin combustible como el miedo de ir a pie. Un transporte inutilizable podría ser una sentencia de muerte: tu moto es la única manera de correr más deprisa que los engendros y otras amenazas.

Guía de supervivencia: Busca gasolineras (se agregan a tu mapa cuando las descubres) o bidones desechados cuando viajas. Suelta el acelerador cuando vayas cuesta abajo, la gravedad hará gran parte del trabajo. Tan pronto como te lo puedas permitir, mejora tu depósito de combustible en un campamento.

Tus habilidades

Days Gone te presenta un mundo en el que tu estrategia siempre debería ser fluida. Las armas de cuerpo a cuerpo se romperán, la munición se agotará, el sigilo será poco eficaz frente a una horda enfurecida. Por eso es importante zambullirse en los extensos árboles de habilidades del juego y mejorarte para ser un sobreviviente más fuerte y competente.

Guía de supervivencia: Hazte un maestro de todo. Céntrate en desbloquear las habilidades de nivel básico de todas las ramas de mejoras. Estas te darán las habilidades esenciales para la naturaleza, te permitirán reparar tu arma de cuerpo a cuerpo, recargar armas mientras te mueves y mejorar tu concentración de combate. ¿Mala puntería? Sigue mejorando el árbol de cuerpo a cuerpo para acelerar las reparaciones y mejorar la durabilidad de tu arma. ¿Prefieres las armas de fuego? ¿Puedes reducir la inestabilidad de los rifles o ver enemigos con la visión de supervivencia.